jueves, febrero 21, 2019
Home > Entrevistas > Víctor Bugge: “El paso del tiempo agiganta las imágenes”

Víctor Bugge: “El paso del tiempo agiganta las imágenes”

En el último programa del 2018 nos dimos el gusto de hablar con Víctor Bugge, quien es el fotógrafo presidencial hace más de 40 años.

Víctor Bugge es el fotógrafo oficial de Casa Rosada desde 1978, define su trabajo como “oficial, no oficialista”, ya que registra lo que ocurre en la Casa de Gobierno y a las figuras políticas. A los 22 años comenzó su misión de retratar a los ciudadanos que llegan al poder.

“La cámara como recuerdo y como instrumento es maravillosa, pero la fotografía la tenes que llevar adentro. No es el arco y la flecha, la diferencia es el indio que esta atrás”

“Soy de la vieja guardia, el misterio en el cuarto oscuro, las cubetas, las ampliadoras, todas esas cosas todavía me conmueven”

Mira también: Entrevista a Eduardo Longoni

Inicios, dictadura y Guerra de Malvinas

“En el ambiente en la casa rosada en esa época no se percibía ninguna situación que después se empezaron a dilucidar. En el primer viaje que hice con Alfonsín a España años después, ellos sabían más de nosotros que nosotros sobre lo que había pasado acá”

“Yo tengo una foto de una marcha de las madres en el año 80 sacada desde la casa de gobierno, que la saque casi a escondidas. El microclima de los jueves era especial y esa foto tiene un valor muy grande porque esta mirada desde adentro

“Durante Malvinas me quedé a dormir en la Casa los 3 meses que duró la guerra. Las plazas fueron terribles y yo fotografiando desde el balcón viendo a Galtieri que se creía dueño de la plaza, yo sentía que la gente no venía por él, sino por los soldados, por los pibes que estaban allá”

“La vida me llevó a dar la vuelta entera, debo ser el único argentino que estuvo en el balcón con este personaje que nos llevó a la guerra, y después fui con los familiares a las islas. Fue una experiencia terrible. Yo sentí que era el único testigo de esas dos puntas, me partió el alma. Cuando me veo en esas dos situaciones es un tema que definitivamente me marcó, no es común

Crédito: Víctor Bugge / Secretaría de Derechos Humanos

Sobre su trabajo y las curiosidades de los mandatarios

“Yo tengo que meterme dentro del personaje, está el tipo común pero está el profesional. Así que elegir sería injusto que hable mal de uno o bien de otro. Siento que me respetaron todos, a mí y a mi laburo. Tengo un recuerdo reconfortante con mi laburo”

“Los pedidos especiales trato de no generarlos, si los hay lo acepto. En mi manera de manejarme no llego a que me lo pidan, porque lo hice antes”

Foto por Víctor Bugge.

“Alfonsín era el hombre de saco azul y pantalón gris y después me aparece Menem con el amarillo de los Rolling Stone. Y ahí es donde aparece el profesional, estar atento y ser el tipo que interprete al personaje, porque no es menor que aparezca un presidente jugando con la pelota cabeza a cabeza con Pelé en el despacho”

La niña y el dictador

“Es una secuencia interesante, es una foto que en esa época se utilizó por el cariño que les tenía Videla a los chicos”

“El recuentro con María Eva fue en una muestra que yo hice en Casa de Gobierno, y una chica de la entrada me dijo que estaba la nena de la foto. Fuimos a los registros de ingreso y la pudimos ubicar. Son las cosas que te la vida en el camino que uno inicia y no retrocede. El paso del tiempo agiganta las imágenes”

Foto por Víctor Bugge.

“La mezcla entre oficio e intuición tiene que ser perfecta, el oficio nació pero lo felino de uno tiene que estar ahí atento. Más de una vez me perdí una foto y me quedé re caliente un mes”

Una foto con Sinatra

“Soy un tipo de no pedir fotos con las figuras, el gesto lo tuvo él, yo le saque al séquito y después Sinatra me miró y me dijo “vení sácate”. No lo podía creer. Lo importante es que lo que yo hago se pueda ver, nunca me guarde nada y está disponible para todo el mundo”

Escuchá la entrevista completa.

Cristian Toranzo
Periodista, Creativo Publicitario. CoConductor de Descontracturados. Hincha de River. Fundamentalista de Terminator 2. Lloró con la Ultima de Toy Story