Lunes, septiembre 24, 2018
Home > Elefante en la habitación > Elefante en la Habitación: Historias Paranormales en el Fútbol

Elefante en la Habitación: Historias Paranormales en el Fútbol

En una nueva edición de Elefante en la Habitación, Javi nos trajo 4 historias de sucesos paranormales en el mundo del fútbol.

La Maldición del Benfica.

Los principios de la década del 60 fue una época dorada para el equipo de Portugal. Luego de obtener la Champions League en 1961 y 1962, su entrenador Bella Guttman le pidió a los dirigentes un aumento salarial para continuar en su cargo. No solo que no se lo dieron, sino que lo despidieron del club. Guttman entonces, largó una frase que seria mas que eso y se convertiría en una pesadilla para el equipo Luso: “Sin mi el Benfica no ganará un titulo europeo en 100 años”. Desde entonces Las Aguilas no ganaron un titulo continental y perdieron 8 finales.

Una tragedia sin explicación.

Dos equipos de fútbol de la región de Kasai (República Democrática del Congo) disputaban en 1998 un partido de fútbol. El encuentro iba 1 a 1 entre el equipo local, el Bena Tshadi, y el visitante, el Basanga, cuando un rayo cayó en el terreno de juego, anegado por la lluvia. Los 11 jugadores locales murieron fulminados por la descarga, mientras los 11 visitantes salieron misteriosamente ilesos. Como no podía ser de otra manera en un país africano, las acusaciones de brujería no tardaron en aparecer: Kasai, la región en la que se disputaba el partido es famosa por el uso de hechiceros para perjudicar al rival. Creer o reventar…

Dora, la bruja de Quilmes.

Descendido en el 92, el conjunto cervecero, tenía todo en su mano para regresar a la máxima categoría en el 94. Sin embargo, la directiva quería tenerlo todo bien atado y por ello se acercó a la localidad de Chascomús para contratar los servicios de Dora, una bruja muy bien considerada. El trato era simple: que el Quilmes vuelva a primera. Dora pidió 4000 pesos, la mitad por adelantado. Los directivos aceptaron y Dora los despidió con un esperanzador: “tranquilos, este fin de semana Gimnasia perderá 3-0”. Llegó el sábado y las palabras de Dora se cumplieron: Quilmes ganandole a Moron lograria el ascenso, pero el partido se suspendió cuando el cervecero iba ganando 2 a 1. Dora fue al club por su dinero y los directivos le dijeron que no le iban a pagar porque sólo se había cumplido un 50% de lo acordado. Dora dejó el club a los gritos y les auguró 13 años de mala suerte. El partido se reanudó y Moron se lo dio vuelta 3-2. La maldición de Quilmes duró hasta el 2003…

La Maldición de Tilcara.

En 1986 el seleccionado argentino viajó a Tilcara, en la Provincia de Jujuy, para realizar la pretemporada de cara a la Copa Mundial de Fútbol que se disputaría días más tarde en México. Su clima, similar al de México, era ideal para que los jugadores argentinos se adaptaran físicamente a las condiciones en las que debían jugar los partidos del certamen. Allí estuvieron 10 días preparándose para jugar en la altura mexicana. La historia cuenta que varios jugadores prometieron a la Virgen de Copacabana del Abra de Punta del Corra que, de coronarse campeón del mundo, el equipo volvería a Tilcara para agradecer a la Virgen y al pueblo por su ayuda. La Selección acabaría por ganar la Copa del Mundo, pero el equipo nunca regresó al Tilcara. Y ya saben todo lo que pasó…

Escucha la columna completa.

Cristian Toranzo
Periodista, Creativo Publicitario. CoConductor de Descontracturados. Hincha de River. Fundamentalista de Terminator 2. Lloró con la Ultima de Toy Story