Viernes, julio 21, 2017
Home > Entrevistas > Ariel Lopez: “Todos percibimos cosas, la diferencia es si le prestamos atención”

Ariel Lopez: “Todos percibimos cosas, la diferencia es si le prestamos atención”

El sábado entrevistamos a Ariel López, investigador de DOGMA Argentina, un espacio que junto a otros investigadores se dedican a estudiar fenómenos paranormales en nuestro país. Sobre este grupo nuestro entrevistado nos comenta: “Llegamos a Dogma un grupo de investigadores que veniamos participando de distintos espacios de investigaciones, los referentes de esos grupos formaron lo que es hoy Dogma. Empezamos con Guillermo Barrientos, Jorge Gentile y Luis Preacher y nos dedicamos a investigar, comunicar lo que investigamos y a difundirlo desde hace poco más de un año”.

Su carrera la descubrió a los 8 años cuando por un accidente en su hogar se electrocutó y empezó a tener percepciones diferentes. Sobre esto aclaró: “Empecé a ver cosas raras que antes no veía, entidades, pase por terror nocturno. Pero tuve la suerte que a mi papá le interesaba mucho este tema y me motivó a que estudie, así que arranqué a estudiar lo paranormal, me enamoré del tema y no lo abandoné nunca”.

El objetivo de “Dogma” es formar investigadores desde la experiencia de los que integran el grupo. Buscan que esta formación aporte a la elaboración de contenidos serios, más que a shows que no valen la pena, en palabras del entrevistado: “está bueno que esto ayude a la gente y no mostrar cualquier cosa”.

Luego de recordar algunos casos en donde se suelen encontrar cambios en la temperatura y restos de brujería en casas viejas, enumeró el equipamiento que utilizan para justamente detectar y estudiar estos fenómenos: Nosotros pasamos al ojo humano todo lo que el ojo, oído humano no alcanzan a visualizar. Tenemos grabadores de audio muy amplio, medidores de todo tipo, las entidades cuando se manifiestan lo hacen de distinta forma. Se pueden encontrar cambios electromagnético, como así también en la presión del aire, temperatura, etc. Estas variaciones nos permiten dar cuenta de una serie de componentes que nos puedan permitir saber que algo fuera de lo normal esta sucediendo. Aún así no siempre encontramos algo, muchas veces desacreditamos lo que nos muestran. Otras veces la entidad se comunica con nosotros por medio de un video o audio. Ahí si interactuamos con la entidad y vemos como lo resolvemos”.

No se trata de ir a la casa embrujada como si vamos a jugar al fútbol, para protegerse hay que tener en cuenta una serie de cuestiones: “lo primero es una especie de protección para nosotros y después hacemos una apertura en donde pedimos permiso a las entidades para poder comunicarnos, cuando son casos muy extremos empezamos a ver cómo puede salirse de lo normal la situación. En genera son familiares, son entidades que se arraigan por algo”.

Para tomar los casos tienen un protocolo: “La primera reunión la hacemos en un lugar público, hacemos la preguntas de rigor, sobre lo que está sucediendo, cómo ven las sombras, si hay cambio de temperatura como para ver si merece la pena. Luego ponemos fecha, preparamos equipamiento, gente, vemos como lo organizamos. Después viene el día de investigación y 15 días nos pasamos revisando el material ya que hay que analizarlo con tiempo y con detalle”.

Luego de habernos contado todas las precauciones, los equipamientos y la forma en la que organizan su trabajo, empezaron las interferencias. Como si desde el más allá se hubieran enterado de que estabamos hablando de sus planes y sus apariciones, empezamos a escuchar que el audio se cortaba, casi como si estuvieramos presenciando una posesión. Aún así nos pudo contar lo que iban a hacer esta noche y algunas anécdotas de trabajos complicados que realizaron: “Esta noche tenemos un caso en almagro, en una casa de unos 100 años, se separó en 3 casas en un ph y en las 3 suceden cosas, hay cambios de temperatura, sombras, se ven personas en el living, pasos en las escaleras, hay muchos fenómenos en las 3 casas que forman parte del terreno. Las pruebas en la mayoría de las veces lo hacemos de noche por una cuestión de contraste con los equipos con los que trabajamos para que se pueda pasar a lo audiovisual, también es importante el silencio de la noche, además de ser el momento energético más propicio. El caso más complicado lo tuvimos con un parapsicólogo que realizaba su primera actividad de campo y tuvo un intento de posesión. Se le fueron los ojos para atrás, cambió la voz y bajó su temperatura 8 grados”.

Para finalizar nos dio algunos tips sobre a qué hora es el mejor momento para percibir estas manifestaciones y con qué nos podemos encontrar: “Cubrimos dos horas que son esenciales , las 12 y las 3.33. La primera porque las personas pasan en general de la vigilia al sueño, se crea un campo muy especial propicio para que las entidades se manifiesten. Este campo alcanza un patrón mucho más profundo a las 3.33 de la madrugada. Todos percibimos y lo hacemos de distinta manera, algunos se despiertan de golpe, otros no pueden dormir porque se siente observado. La percepción la tenemos todos, pero no le prestamos la misma atención. Hay veces que llegamos a algún lugar y nos ponemos incómodos y depende de la energía del lugar”.

.

Luis Pelaez
Periodista, estudiante de sociología, CM y diseñador web. Fanático de Green Lantern, prefiero Dc sobre Marvel. Hincha de Vélez, casi juego con Del Potro @fortinducto
https://elpastoesparalasvacas.wordpress.com/

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *